fbpx

Comprar una casa de campo

Comprar una casa de campo

Si te lo has planteado alguna vez, descubre todo lo que un sitio así puede ofrecerte, y lo que debes saber antes de tirarte a la piscina 

A veces necesitamos un cambio de aires, huir del estrés, de la ciudad, desconectar del mundo para conectar con nosotros mismos, respirar aire puro… Pues comprar una casa de campo puede ser una muy buena opción. Así que si estás contemplando la posibilidad, ya sea para vivir ahí de forma permanente o como una segunda residencia; esto seguro que te interesa. 

El estilo de vida de campo es totalmente diferente al de la ciudad. Vivirás con más tranquilidad, alejado del estrés, rodeado de naturaleza y alejado de ruidos y contaminación. Por lo que tu calidad de vida será mucho mayor

Una casa de campo probablemente te ofrezca más espacio que un piso en la ciudad. Así que, si tienes una familia grande, o tienes pensado tenerla; o si te gusta vivir en un lugar espacioso, una casa de campo puede ser tu mejor opción.

Además, el coste de vida en una gran ciudad es mucho más elevado. El precio de la vivienda se duplica o triplica en comparación con pueblos más pequeños. Vivir en el campo te saldría mucho más barato y te permitiría ahorrar dinero. 

Y ¿qué hay de la seguridad? Vivir en el campo es mucho más seguro y tranquilo que en una ciudad. Ahí no deberás preocuparte por robos o actos delictivos.

Pero como todo, también tiene sus pegas. Y lo que no te ofrece el campo, te lo ofrece la ciudad y viceversa. 

Lo primero que se te viene a la cabeza es la oferta de servicios. La realidad es que el campo no te ofrece tantas opciones de ocio, trabajo, salud, comercio o colegios. Por lo que probablemente dependas bastante más del coche en tu día a día, y más si no trabajas desde casa.

Y, por otra parte, si eres una persona muy sociable, quizás el campo no sea el lugar más indicado para ti. En el campo es un lugar más solitario, conocer y conectar con la gente te puede resultar más difícil. 

Sin embargo, si tu intención es comprar una segunda residencia para relajarte y desconectar los fines de semana, una casa de campo puede ser tu mejor opción.

Comprar una casa en el campo es una decisión personal que hay que reflexionar; pero si al final te lanzas recuerda que Finteca conseguirá tu mejor hipoteca para que disfrutes de tu nuevo hogar. Además, puedes simular tu hipoteca en cualquier momento a través de nuestra calculadora online. 

Compartelo en

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Leave a Reply