Consejos para comprar una vivienda de segunda mano

back portrait of young couple standing in front of their new house

Comprar una vivienda es una de las decisiones más importantes de nuestras vidas. Cuando una persona decide dar este paso, hay muchos factores a tener en cuenta. Uno de los aspectos más importantes a la hora de elegir el tipo de vivienda es conocer el estado de la misma (si es de primera o segunda mano). Generalmente, las casas de segunda mano son más baratas que las nuevas, por lo que suelen ser la primera opción para los compradores de viviendas. Sin embargo, cuando decidimos comprar una vivienda de segunda mano, debemos considerar una serie de aspectos para llevar a cabo con éxito este proceso.

Cualquier compra de segunda mano requiere de cierta precaución. Ya sea que se utilice como residencia o como inversión, esta es una transacción importante que requiere de una planificación y consideración cuidadosa.

  • Revisar el estado del inmueble: durante nuestras visitas a un apartamento o casa debemos asegurarnos del estado en el que se encuentra por dentro y de los elementos comunes de la finca. Es importante comprobar la calidad de la construcción y los acabados (pintura, suelos, baldosas) así como el estado de las puertas y las ventanas y el correcto funcionamiento de la instalación eléctrica y las tuberías. Asimismo, debemos asegurarnos de su eficiencia energética, el estado de las instalaciones y si cumplen la normativa.
  • Planificar las reformas: antes de comprar una casa es importante saber si el estado del inmueble implicará grandes esfuerzos de mantenimiento y reformas. Normalmente, al ser una propiedad relativamente barata, podemos invertir más dinero en reformas para que quede a nuestro gusto. En este mismo contexto, si modernizamos la casa, su valor aumentará en el momento de revenderla.
  • Conversar con los vecinos: conocer a los otros propietarios o al portero de la finca nos permitirá resolver dudas sobre el vecindario y la comunidad. Además, es necesario saber si el propietario está al día con el pago a la comunidad o si hay deudas pendientes. También es recomendable informarnos de si existen proyectos previstos que puedan aportar valor o depreciación al barrio, como la construcción de un centro comercial, un hospital o una estación de metro, entre otros.
  • Comprobar situación en el Registro de la Propiedad: desde el punto de vista legal, un trámite inevitable a la hora de comprar una vivienda de segunda mano es el de solicitar una nota simple al Registro de la Propiedad. Este documento contiene información importante sobre la propiedad: quién es el propietario, descripción, ubicación, referencias catastrales, deudas, hipotecas, embargos, etc.

Para comprar un apartamento o casa de segunda mano, tenemos que definir nuestro presupuesto y, a partir de ahí, podemos buscar nuestra casa ideal aplicando los consejos anteriores. Además, es importante consultar a profesionales y expertos del sector que ayudarán a facilitar el proceso.

Compartelo en

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Leave a Reply