¿Qué es una hipoteca recargable y cuáles son sus ventajas?

Pixabay at Pexels

Muchas personas que tienen un préstamo hipotecario desconocen algunas de sus condiciones importantes, a las que quizás no prestaron mucha atención en el momento de la firma. También otras que permite la Ley, aunque no aparezcan en la propia escritura. En las siguientes líneas queremos mostrarte una de ellas: qué es una hipoteca recargable.

¿Qué es una hipoteca recargable?

 

Descubrir qué es una hipoteca recargable resulta muy útil no solo para quienes van a contratar un préstamo de este tipo, sino incluso para quienes ya están hipotecados y quieren plantear esta opción a su entidad bancaria. Se trata de un préstamo normal, pero en el que el banco devuelve al cliente el dinero que ya se ha amortizado cuando se lo solicita. De ahí su nombre, es como si la entidad recargará de nuevo el préstamo.

Una hipoteca recarga funciona de manera parecida a una novación hipotecaria en la que se solicita ampliar el capital. que conlleva diferentes trámites y costes para del cliente. Como veremos más adelante, no todos los préstamos pueden optar a una recarga, sino que se tienen que cumplir algunas condiciones, como verás más adelante.

Antes de explicarlas, queremos que conozcas mejor esta opción y lo mejor es poner un ejemplo. En su momento firmaste una hipoteca por 150.000 euros y has amortizado ya unos 60.000 euros. Ahora quieres comprar un vehículo que te cuesta 25.000 euros y no cuentas con ese dinero, en lugar de solicitar un préstamo personal, con unas condiciones peores, recargas tu hipoteca con el dinero que necesitas y lo utilizas para adquirir tu coche.

¿Qué condiciones se deben cumplir en una hipoteca recargable?

 

Hay que tener en cuenta que no todas las hipotecas pueden acceder a esta recarga del capital. Existen ciertos requisitos que deben cumplirse para poder recargar una hipoteca, son los siguientes:

• La hipoteca debe estar firmada después del 7 de diciembre de 2007, que es cuando entró en vigor la Reforma del Mercado Hipotecario. Entre otras medidas y para intentar luchar contra la crisis económica, contemplaba que se pudiera recargar el préstamo hipotecario.

• La recarga de capital no puede ser superar el capital que se ha amortizado o lo que es lo mismo, la nueva deuda no puede ser mayor que la firmada en la hipoteca.

• No se puede cambiar el plazo de amortización, que será el mismo que está establecido en las escrituras. Ten en cuenta que tu cuota mensual sí será superior.

• No se puede cambiar ni la responsabilidad hipotecaria ni el rango de la hipoteca.

• Que el banco apruebe la operación.

¿Qué ventajas tienen las hipotecas recargables?

 
Las hipotecas recargables son beneficiosas en principio tanto para el hipotecado como para el propio banco. En el caso de deudor, obtiene un dinero con unos intereses más bajos que los de un préstamo personal y en ocasiones con menos trámites. Eso sí, como ya hemos comentado, se tendrá que asumir una letra más alta en el resto de la vida del préstamo, ya que el plazo no se altera.

Para el banco también resulta beneficioso, puesto que obtendrá más dinero por ese préstamo, ya que, al aumentar la cantidad concedida, también se incrementarán los intereses que va a percibir. Por supuesto, debe estar seguro de que el deudor será capaz de asumir la nueva letra para no correr riesgos innecesarios.

Conocer qué es una hipoteca recargable te puede resultar muy útil si necesitas obtener una cantidad inferior al capital que ya has amortizado de tu préstamo hipotecario. Ahora ya sabes qué es una opción que puedes negociar con tu banco.

Compartelo en

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Leave a Reply