Alquilar piso con mascota, ¿te puedes negar?

sarandy-westfall--itLKdE7ojA-unsplash

Desde la aprobación de la Ley 17/2021, del 15 de diciembre, los animales domésticos han pasado de ser considerados objetos que no tenían vinculación con la familia a seres vivos con sensibilidad o seres sintientes. Esta modificación implica muchos cambios y por eso es posible que tengas la duda de si te puedes negar a alquilar piso con mascota a un inquilino. En las siguientes líneas intentaremos que encuentres la respuesta.

¿Qué dice la ley sobre derechos del propietario a alquilar piso con mascota a un inquilino?

En la Ley de Arrendamientos Urbanos no está registrado si te puedes negar o no a alquilar piso con mascota a un inquilino. De hecho, dice que en los contratos de arrendamiento se establecerán los pactos, cláusulas y condiciones que deseen ambas partes.

En los últimos días, se ha hablado mucho de que con la nueva Ley y al pasar el animal a ser un integrante de la familia, no te puedes negar a alquilar una vivienda a alguien que tiene animales o por lo menos que no se puede reflejar en el contrato de alquiler.

Sin embargo, los expertos opinan que en ningún momento se dice que la mascota sea parte de la unidad familiar, sino tan solo que son seres sintientes. De hecho, no se habla de la situación jurídica de los animales en el hogar.

La confusión viene de que en el anteproyecto de la Ley de Protección y Derechos de los Animales sí se habla de que los dueños de los animales tienen la obligación de integrarlos en el núcleo familiar. Esta Ley no modifica la Ley de Arrendamientos Urbanos y por eso no hay cambios en la situación de las mascotas a la hora de alquilar una vivienda.

Aunque es posible que más adelante cambie esta cuestión, lo cierto es que en este momento si en el contrato no se establece la prohibición, se pueden tener mascotas en una vivienda de alquiler. No obstante, si el dueño puede decidir entre alquilar piso con mascota o prohibirlos. 

¿Qué ocurre si está prohibido explícitamente en el contrato de arrendamiento tener mascotas en el hogar?

Si el inquilino incumple esta condición o cualquier otra, el dueño puede rescindir el contrato de manera fulminante. Por supuesto, siempre se puede negociar y llegar a un acuerdo, pero estaría en su derecho a dar por concluido el vínculo legal y solicitar al inquilino que abandone la vivienda.

¿Qué más debes tener en cuenta si vas a tener una mascota en tu vivienda de alquiler?

Aunque nos hemos dirigido a los propietarios, este artículo también es interesante como es lógico para los inquilinos. De hecho, debes tener claro que si en el contrato de alquiler no se prohíben las mascotas, en principio, puedes tenerlas.

Ahora bien, si no se ha pactado con el dueño y a este no le sienta bien que no se le haya avisado, podría recurrir a un punto algo confuso de la Ley de Arrendamientos Urbanos, que dice que el propietario puede rescindir el contrato si el inquilino realiza actividades molestas, insalubres, nocivas o peligrosas. Por eso, si se considera que el animal molesta a los vecinos, se podría intentar utilizar este punto para echar al inquilino.

¿Qué es lo mejor a la hora de alquilar piso con mascota? Siempre llegar a un acuerdo y dejar las cosas claras desde el principio. Si tienes una mascota y vas a vivir de alquiler, lo mejor es que lo negocies con tu casero.

Lo que está claro es que te puedes negar a alquilar tu piso a un inquilino con mascota sin incumplir ninguna Ley.

¿Quieres simular qué hipoteca has de solicitar?

Nuestro simulador te ayuda a descubrir qué aportación necesitas y cuánto te costará todo.
EMPEZAR SIMULACIÓN

Compartelo en

Deja un comentario