Cambiar de casa y conservar la hipoteca, ¿es posible?

Young woman showing or giving key, posing in new apartment with heap of carton boxes in background. Cropped shot, closeup. Property buying or mortgage concept

Hay personas que tienen una hipoteca con muy buenas condiciones. Quizás porque la hayan firmado hace muchos años, cuando los diferenciales eran mucho más bajos, o porque el banco les hizo una buena oferta y en este momento no se pueden igualar. Sin embargo y a pesar de estar satisfechos con su préstamo, no pueden decir lo mismo de su vivienda. Desean encontrar un nuevo hogar, pero no perder esas buenas condiciones que hemos comentado. Por eso, se preguntan si es posible cambiar de casa y conservar la hipoteca.

¿Es posible cambiar de casa y conservar la hipoteca?

A buen seguro ya lo sabes, pero queremos recalcar una idea importante: tu vivienda es la garantía principal de tu préstamo hipotecario. Así que lo lógico es que si vendes la casa, canceles también la hipoteca.

¿Es posible cambiar de casa y conservar la hipoteca? Tenemos que decir que posible es, si es fácil conseguirlo o es una buena idea, intentaremos explicarlo en las siguientes líneas.

Empezaremos por decir que esta operación sería algo parecido a una novación hipotecaria, ya que se cambia una de las condiciones del préstamo, de hecho, la más importante su garantía.

Por supuesto, lo primero que debes hacer es encontrar la nueva vivienda y calcular que resulta asequible para ti. Como no puede ser de otra forma, la cantidad que vas a financiar debe ser igual o inferior a la hipoteca que ya tienes concedida. Es cierto que se puede ampliar el capital, pero cuanto más exijas a tu banco, más se complicará que apruebe el préstamo. Además, si la vivienda que vas a comprar tiene un precio superior a la actual, será mejor.

En el caso de que el precio de la vivienda que vas a comprar es inferior, puede ser más difícil de conseguir que la operación se apruebe. En cualquier caso, no es imposible y todo se puede negociar.

Por supuesto, debes vender tu casa actual para utilizar ese dinero para comprar tu próxima vivienda. Es decir, en la mayoría de los casos el dinero de la venta se utilizaría para cancelar el préstamo, como quieres conservar este producto, el dinero lo entregarás al propietario de la nueva vivienda.

¿Es buena idea cambiar de banco y conservar la hipoteca?

Está claro que es posible, aunque no fácil, cambiar de banco y conservar la hipoteca, pero quizás te preguntes si también es una buena idea. Hay muchas cuestiones que debes considerar antes de encontrar la respuesta.

Lo primero es que tu hipoteca sea mejor que la que puedes conseguir, además, debes consultar al banco que gastos puede suponer esta operación o que otras condiciones te puede imponer la entidad. También es posible que la negociación se alargue demasiado para tus necesidades.

Como no puede ser de otra forma, lo más importante es que tu banco esté dispuesto a analizar la operación y ya te decimos que no es fácil. De hecho, algunas personas han intentado cambiar su vivienda actual por otra al banco y ni siquiera suelen estar abiertos a esta opción.

En cualquier caso, aunque es posible cambiar de casa y conservar la hipoteca, recalcamos que no es fácil. Si quieres encontrar financiación para una vivienda de forma sencilla, ponte en contacto con nuestro equipo para que podamos estudiar tu caso.

Compartelo en

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Leave a Reply